Ochoa contó en sus redes sociales que esperaron a que él saliera de su casa para cortarle la corriente directamente en el poste de enfrente.

El cantautor cubano Kelvis Ochoa denunció por cuarta vez este año que la Empresa Eléctrica le cortó el suministro de luz en su casa, y aprovechó para recalcar que los altos costos que ahora tiene ese servicio en Cuba son impagables para la mayoría, entre ellos los artistas que no han podido trabajar por las restricciones.

Ochoa contó en sus redes sociales que esperaron a que él saliera de su casa para cortarle la corriente directamente en el poste de enfrente.

"Este mes además el cobrador de la luz no me llevó el recibo como cada mes, ayer casualmente a las 7:00 de la mañana me envía un sms diciéndome que le hiciera una foto del contador y se la mandara, que fuera a pagar la luz o que le dijera cuando podía pasar a cobrar, finalmente ni una ni otra, decidieron cortarme la corriente", explicó en un post de Facebook.

El último recibo de la luz le llegó al artista, que vive solo, por 8,680 pesos. La semana pasada lo visitaron dos cobradores para "negociar esta estafa que están cometiendo conmigo, dos que me propusieron cobrarme 6,000, para ellos por supuesto".

"Esto apesta, a alguien le estoy molestando", afirmó Kelvis, que dijo que ya en una ocasión, la trabajadora de la empresa que lo atendió llamó a un supervisor para aclarar por qué no le habían restablecido el servicio si ya lo había pagado, y se escuchó que la persona respondía: "Ya sabemos que pagó la corriente, pero por órdenes de alguien que no te puedo decir no se le puede conectar hasta pasadas 48 horas".

"Al (o) a los que estén detrás de esto les digo que no soy bruja para que me estén cazando y la única escoba que tengo en casa no creo que tenga el poder de volar así como ha volado tanto", subrayó.

Hace unos meses, Kelvis explicó que todo este infierno con la corriente comenzó en diciembre, cuando se anunciaron las nuevas tarifas. Un cobrador pasó por su casa para hacer el cálculo de su consumo, pero él no estaba, entonces el funcionario estipuló una tasa que asumió al ver que era una vivienda grande.

"Sin saber cómo estaba por dentro, su experiencia les hizo tomar esa decisión, ahí empezó todo, cuando me viene el primer recibo me viene de 3,000 y pico y doy mi bateo y me responden que eso es por lo que se me asignó por la propiedad", relató.

El artista explicó que el consumo de su casa es de cuatro bombillos, un refrigerador y un aire acondicionado, pero que cada mes el consumo le llega más alto, le han cortado la luz cuatro veces, e incluso luego de pagar lo "castigan" con varios días más sin servicio.

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora


Continuar en CiberCuba